Divorce Coaching: un buen divorcio es posible.

Es posible hacer un buen divorcio. No debemos aceptar como inevitable que, en esta situación se deba mostrar la peor cara de uno mismo. La ruptura es sólo un fotograma de nuestra vida, y de la manera como decidimos actuar en este momento de fragilidad e inestabilidad, depende la continuación de la película. Hacerlo en solitario es difícil, por eso herramientas como el Divorce coaching devienen imprescindibles.

El Divorce Coaching, un acompañamiento emocional y legal a la vez.

El Divorce Coachin ofrece soporte durante los distintos momentos de una ruptura. Es un espacio de seguridad y soporte dónde la persona no es juzgada por aquello que siente no por lo que hace. En un proceso de Divorce Coaching se ofrece un espacio para integrar la pérdida, para vivir plenamente el proceso de transición y cambio como una oportunidad de crecimiento. El Divorce Coaching no deja de lado la dimensión económica-legal de un divorcio sino que ofrece herramientas para resolver estos aspectos, sin trampas emocionales, priorizando la protección de los hijos e hijas.

¿Quieres saber cómo te podemos ayudar?

No dudes en contactar. ¡Nos encantará poder escucharte!

Beneficios del Divorce Coaching

El divorce coaching, ayuda a conocer y reconocer las trampas emocionales que obstaculizan la toma de decisiones de forma adecuada.

El divorcecoaching fomenta que seas protagonista de tu divorcio, teniendo el control del proceso, con las herramientas oportunas para gestionarlo.

El divorcio coaching ayuda a tomar decisiones con el máximo de información, estudiando alternativas y evaluando las mejores opciones para resolver el divorcio.

El divorcecoaching ayuda a tomar decisiones reflexionadas y bien estudiadas. Esto ahorrará, a corto y largo plazo, tiempo y dinero.

El divorci coaching, ayuda a pasar el duelo provocado por la ruptura y a entrar con más seguridad en el siguiente capítulo de una nueva vida.

¿Quieres saber cómo te podemos ayudar?

Programa una visita o llámanos

Podemos concertar una visita para escuchar tu problemática y ofrecerte nuestro mejor asesoramiento en función de tus necesidades. Ponemos toda nuestra experiencia a tu alcance. ¡No dudes en contactar!

Momentos en los que el Divorce Coaching se convierte en una gran ayuda.

El pre-divorcio

Tomar la decisión de romper con la pareja, causa mucha incertidumbre, y mucha inseguridad. La falta de información provoca desconfianza y por, las emociones dificultan ver con claridad y entender exactamente aquello que está pasando, surge la culpabilidad, la tristeza o la angustia, y en este momento es vital una mano extendida.

Un divorce coach ayuda a detectar las dificultades y los obstáculos, facilita la evaluación de las consecuencias de la decisión sin miedos, guía en la planificación de la nueva vida y acompaña la deliberación sobre la decisión, enfocándose en aquello más trascendente y guiando hacia el objetivo.

Durante el divorcio

Cuando se hace efectiva la ruptura, se inicia el proceso de divorcio. Se debe buscar una nueva vivienda, se deben repartir el tiempo de los hijos e hijas, hay un empobrecimiento económico, se deben tomar decisiones de carácter económico y legal, cantidad de inputs que se han de resolver y a los que se debe hacer frente. En este momento, el Divorce coach, debe ser un espacio de seguridad, de apoyo, y de crecimiento, ayudando en la nueva organización vital desde todos los aspectos, ayudando en las decisiones a tomar, como por ejemplo la elección de los profesionales más convenientes para cada situación (abogados/as, mediadores/as y psicólogos/as, asesores fiscales) y dando sentido, interpretando y descifrando, eso que está pasando, especialmente en el proceso legal.

El post divorcio

Una vez atravesado el túnel del proceso de divorcio, la vida continúa. Los hijos e hijas, las nuevas parejas, las nuevas relaciones familiares, la ex-pareja,…

A veces no es fácil de encajar de nuevo todas las piezas del puzzle, por eso el Divorce Coach facilita herramientas para las relaciones de coparentalidad, y para relacionarse de forma saludable con la ex-pareja, y si es necesario, para encajar positivamente las nuevas relaciones desde lo que se ha vivido y aprendido